• febrero 28, 2019
  • Sin comentarios
  • 13
  • 4 minutos de lectura

«Un conflicto entre dos potencias nucleares amenaza la seguridad de todo el mundo»

«Un conflicto entre dos potencias nucleares amenaza la seguridad de todo el mundo»

«El conflicto actual entre Pakistán y la India es un eco del conflicto histórico, las reivindicaciones mutuas de ambos países entre sí y la disputa por el derecho a poseer territorios en Cachemira», recuerda Pir Mohammad Mollazehi, politólogo iraní y profesor de la Universidad de Teherán.

La situación en Jammu y Cachemira se agravó después del ataque terrorista del 14 de febrero que se saldó con 45 policías indios muertos y que fue atribuido a Pakistán. En respuesta, el 26 de febrero la India lanzó un ataque aéreo sobre las supuestas bases terroristas en el disputado valle de Cachemira.

«La amenaza vuelve a cernirse sobre la región. Si los dos países no son capaces de controlar sus ambiciones políticas y sus reivindicaciones mutuas pondrán en tela de juicio la seguridad de todos los países de la región y más allá. Después de todo, si se utiliza el potencial nuclear de al menos uno de estos dos países, todo el mundo se verá afectado. Además, es poco probable que un tercero pueda estar detrás de este conflicto ya que no beneficiará a ningún país», destacó el experto.

El politólogo está convencido de que Irán no tomará parte en el conflicto sino que permanecerá neutral e incluso podría estar dispuesto a mediar entre los dos países. La transición del conflicto indo-pakistaní a una fase agresiva afectaría los proyectos económicos multilaterales y bilaterales en la región en los que participa Irán.

De acuerdo a Najam U Din, exdirector de la Comisión de Derechos Humanos de Pakistán (HRCP) y activista de derechos humanos, ambos países tienen asuntos mucho más apremiantes que la escalada artificial de este conflicto.

«Aumentar estas tensiones sólo puede durar un tiempo antes de que las cosas se salgan de control. Desafortunadamente, en ambos lados hay elementos que harían mucho para evitar perder la cara frente a su público nacional», recalcó.

A su juicio, el estado de Cachemira solo es un pretexto para un conflicto generalizado en el que ambos lados muy pronto olvidan el pretexto inicial cuando encuentran el próximo pretexto.

«El único camino a seguir para ambas partes es discutir todas las cuestiones de una manera civilizada», expresó.

Fuente: Sputnik

Artículos Relacionados

Por CODEPU | Es momento de participar y reafirmar las esperanzas por sobre el miedo

Por CODEPU | Es momento de participar y reafirmar las esperanzas por sobre el miedo

Chile vive un momento trascendental. Mientras la Convención Constitucional continúa cumpliendo con su labor para proponer una nueva Constitución el 19…
¿Corre peligro la constituyente chilena si Kast gana las elecciones presidenciales?

¿Corre peligro la constituyente chilena si Kast gana las elecciones presidenciales?

A dos semanas de la segunda vuelta presidencial entre José Antonio Kast y Gabriel Boric, la Convención Constituyente mira con preocupación…
Cinco años después del proceso de paz en Colombia, excombatientes FARC siguen siendo desplazados

Cinco años después del proceso de paz en Colombia, excombatientes FARC siguen siendo desplazados

Mientras Colombia celebraba cinco años desde la firma de los acuerdos de paz de las FARC, los exguerrilleros y sus familias…